Seguramente ya sabes que mantener las finanzas personales separadas de las finanzas empresariales es muy importante y a pesar de ello practicas lo contrario usando la tarjeta de crédito o débito personal para financiar el negocio o compartir la misma cuenta bancaria para los gastos personales y empresariales.

 

El primer paso para llevar tu negocio o actividad al siguiente nivel es mantener las finanzas personales separadas de las finanzas empresariales. Recuerda que la desorganización es el camino correcto para llevar tus finanzas al fracaso.

 

A continuación voy a compartir cinco principios para divorciar las finanzas personales de las finanzas empresariales:

 

1. Separa físicamente el dinero

 

Si manejas dinero en efectivo, separa físicamente lo que te corresponde a ti y lo que corresponde al negocio.

Recuerda que combinar las finanzas personales y empresariales es una relación prohibida.

Es muy fácil recurrir al dinero si todo está en la misma bolsa ¿no crees?, de esta manera vas a poder identificar los gastos del negocio de tus gastos personales.

Si además de efectivo tienes dinero en una cuenta bancaria sigue al principio número dos.

 

2. Debes tener al menos dos cuentas bancarias

 

Tú decides si manejas una cuenta de crédito o débito, del mismo banco o diferentes, pero debes tener una cuenta para tus finanzas personales y otra cuenta para las finanzas del negocio o actividad profesional.

¿Creíste que sería fácil? Te corresponde a ti investigar qué tipo de cuenta te conviene crédito o débito, que comisiones cobran o si requieres de saldos mínimos en la cuenta, con acceso a banca electrónica, etcétera.

 

En lo personal uso cuentas de débito, el detalle con estas cuentas es que te piden un saldo mínimo el cual hay que monitorear para no pagar comisiones innecesarias.

¡Recuerdas que ya separamos en dinero!, ahora deposítalo o haz las transferencias a las cuentas correspondientes. Si por la naturaleza del negocio necesitas efectivo consérvalo en la caja chica del negocio no en tu cartera (sabes a lo que me refiero).

 

Si vas a pasar dinero de una cuenta a otra que sea mediante transferencia bancaria, además de ser más práctico y seguro es la manera correcta de hacerlo. Las trasferencias entre tus cuentas no se consideran un ingreso por lo que no tienes que justificarlos en caso de que hacienda te investigue.

 

Te recuerdo que tus cuentas bancarias están fiscalizadas, es decir el SAT recibe reportes de cuanto te depositan, cada cuando, que montos, etcétera. Si haces depósitos constantes de efectivo y hacienda lo detecta tendrás que justificar de donde viene ese dinero.

 

3. Asígnate un sueldo

 

¿Un sueldo para mi? Ya se que eres el dueño y todo el dinero es tuyo, pero…..

 

Si no te asignas un sueldo vas a seguir gastando sin misericordia tomando dinero de aquí y de allá para solventar gastos personales o de la empresa y los consejos anteriores servirán para causarte frustración, enojo y decepción de este blog porque no veras resultados positivos.

¿Cómo determino mi sueldo? Para responder a esta pregunta a detalle escribiré un post en un par de semana.

 

Y para que no tengas escusas inicia anotando en una libreta todos tus gastos personales del mes.

Este registro será la base para determinar tu sueldo, mientras tanto determina un monto estimado, claro sin dejar en ceros la cuenta del negocio porque en este proceso del divorcio las finanzas personales ya se alojan en otra cuenta (o en otro cajón) distinta de las finanzas empresariales.

 

Si no es así deja de leer y ponte en acción.

 

“Si como emprendedor eres desorganizado en tus finanzas personales probablemente lo seas en tus finanzas empresariales. Por ello debes trabajar en la reorganización de las finanzas personales y extender la disciplina hacia el negocio.”

 

 

4. Haz un presupuesto

 

Hacer un presupuesto es quizá la parte más compleja del asunto, pero también es la que más oportunidades de éxito ofrece, si llego a tu mente la pregunta ¿debo hacer un presupuesto para mis finanzas personales y otro para las empresariales? la respuesta es Si, estamos en la parte final del divorcio.

 

Hacer un presupuesto es muy sencillo:

  • En una columna anota tus ingresos.
  • En otra columna anota tus gastos.
  • Reparte tus ingresos entre todos tus gastos de manera que la suma de los gastos sea igual a los ingresos, ni un peso más ni un peso menos.
  • Recuerda considerar en tus finanzas empresariales tu sueldo como un gasto

 

HAZLO CON TUS FINANZAS PERSONALES Y EMPRESARIALES; SEPARADOS, RECUERDA QUE YA SE DIVORCIARON Y CADA QUIEN VA POR SU CUENTA.

No te compliques demasiado en este momento, más adelante voy a escribir un post sobre cómo hacer un presupuesto inteligente.

Lo importante es que lo hagas, si no has hecho los principios anteriores, regresa al principio número 1 y no sigas leyendo hasta llevarlos a cabo.

 

5. Monitorea tus finanzas

 

Es una realidad que en algún momento es necesario usar dinero de la cuenta personal para hacer pagos del negocio por ejemplo cuando las ventas están bajas, algunos clientes no han pagado o por algún evento inesperado que afecte el flujo de dinero del negocio. Trata estos casos como si te hubiera prestado un familiar, amigo o conocido y págalo o reponlo en tu cuenta personal lo antes posible.

Dales seguimiento a tus gastos y anota absolutamente todo lo que gastes y lo que cobres, tanto de tu cuenta personal como la empresarial.

Ajusta tus presupuestos cuando sea necesario, basándote en el registro de tus gastos e ingresos. No olvides que el presupuesto es flexible esta vivo y debe adecuarse a tus necesidades y no al revés.

 

Poco a poco notaras los beneficios de administrar las finanzas personales y empresariales correctamente:

1. Llevaras un control de los gastos personales y empresariales. Depende de ti que tan exacto y confiable sea.

2. Serás capaz de conocer al cierre del mes, cuál es la condición financiera del negocio, sin que haya otros gastos que le afecten y no pertenezcan a él.

3. La sana administración del negocio, ayuda a generar mayores utilidades, en consecuencia, tus finanzas personales se verán beneficiadas porque podrás destinar mayor dinero a tu sueldo.

4. No tendrás la tentación de vaciar la caja chica o la cuenta de la empresa por hacer retiros para gastos personales. Y si llegaras a tomar dinero, será dinero Prestado que deberás pagar.

5. Armaras tu presupuesto personal y empresarial, aprenderás a respetarlo, ya que el sueldo que recibes de tu negocio es la fuente que te proveerá de fondos para tu vida diaria, y es necesario aprender a llevarlo de la mejor manera.

6. La tranquilidad emocional no tiene precio, ya que al evitar confusiones o desfalcos, tu seguridad financiera se fortalecerá (me refiero a tu ahorro) .

7. Te convertirás en el ejemplo a seguir para tus hijos, familia o amigos por tu excelente manejo de las finanzas personales.

¿Qué otros beneficios consideras puede tener el separar las finanzas personales de las finanzas empresariales?

Déjame tu opinión en los comentarios.

 

 

Suscríbete para recibir tu acceso.

 

 

Introduce tu correo y descarga un avance de la "Breve Guía para Dominar tus Deducciones".

Confirma tu correo y disfruta tu acceso